top of page
  • Foto del escritorFernando

RME ADI-2 DAC FS

Una de las referencias en DAC que acerca el sonido profesional del estudio de grabación a la alta fidelidad.


En el mundo de la alta fidelidad, se pueden contar con una mano, los equipos en los que la mayoría de los usuarios coinciden con respecto a sus atributos de forma positiva. Este es uno de esos equipos. El DAC de RME, la firma alemana de equipos de audio profesionales quienes han tenido un sorprendente ingreso en el mercado hi-fi gracias a este pequeño DAC.


El modelo que tenemos para reseña, gracias a Zentral Media, es el ADI-2 DAC FS, el más reciente y adaptado específicamente para la escucha de música, bien a través de su excelente salida analógica RCA o XLR balanceada, o bien como fuente directa para auriculares e IEM's. Es en esta última parte que nos centraremos, dadas sus altas y atractivas prestaciones para los amantes del Head-Fi.


El RME combina, como explicaba en el párrafo anterior, la versatilidad de un DAC con altas prestaciones y excelente sonido, con la flexibilidad de un equipo de audio profesional, una atractiva pantalla que muestra información y un excelente circuito de salida para los auriculares. Esto, aunado a un precio muy competitivo y la altísima calidad del equipo, lo hacen un favorito entre los usuarios de los mismos. Pasemos a su reseña.


Construcción.

El ADI-2 DAC FS de RME es un equipo muy sólido. Su construcción es de muy alta calidad, con acabados y texturas muy agradables tanto en plásticos como en su carcasa metálica. Esta acabado en color negro. Las medidas son tomadas del mundo del audio profesional, pensando en su integración en un rack para un estudio de grabación, por lo que ocupa la mitad del factor de 19" utilizado en este ámbito.



En la parte frontal encontramos, de izquierda a derecha, el botón de encendido, debajo del nombre del equipo, el mismo, una vez conectado a la corriente, cuenta con un aro luminoso LED de color rojo que, al encenderse, cambia a color blanco, indicando que el equipo está en modo de operación. Justo después, encontramos el par de salidas para auriculares. La de 6.5mm para auriculares y una de 3.5mm para los IEM. Más delante, nos vemos con el mando del volumen, nuevamente rodeado de un aro que se ilumina con un LED blanco, así como 4 botones de menores dimensiones que operan funciones del equipo. Después la pantalla, que es de 5" y con un brillo y resolución bastante útiles. La misma puede ser configurada para mostrar diferentes tipos de información o los menús de navegación del equipo, pero también puede ser apagada para no distraer de la escucha. Al final del panel frontal, encontramos 2 pulsadores rotativos que sirven para navegar los menús y cambiar opciones, entre ellos, el receptor infra rojo para el mando a distancia. Si, el equipo viene con un mando a distancia, desde el cual es posible controlar la infinidad de funciones del mismo.


Desplazándonos a la parte trasera del equipo encontramos, en la misma disposición de izquierda a derecha, el conector de corriente. El cual cuenta con una función de aseguramiento, a efectos de no sufrir desconexiones no intencionales, inmediatamente después el conector USB tipo A, para alimentar datos desde un ordenador. Siguen las 2 entradas digitales, en Coaxial y óptico. Por último, las 2 salidas analógicas, tanto en RCA single ended, como en XLR balanceadas. Parece poco, pero esta configuración nos permite una infinidad de opciones al momento de conectar el equipo y, desde luego, en cuanto a su implementación en un sistema de alta fidelidad, tanto en formato escritorio como en sala.



Uno de los puntos fuertes del DAC, desde luego, no es percibido a simple vista y este es sus múltiples opciones de configuración, así como sus componentes electrónicos. Sobre esto, permítanme desarrollar la explicación de la mejor manera que me sea posible.


El RME es capaz de codificar audio en formato DSD y muestras con un ratio de hasta 768kHz, cuenta con tecnología para la supresión de ruido digital (Jitter) y la capacidad de "limpiar" señales de los relojes internos que determinan la transferencia de los datos. Para estas funciones, el ADI 2 utiliza un chip ESS (ES9028Q2M) en una configuración especialmente desarrollada por RME, que le permite unos niveles de distorsión bajísimos. En cuanto a ruido, el DAC rinde unos resultados impresionantes (datos en la sección técnica).


Entre sus puntos fuertes, como hemos comentado, está la salida de audio 3.5mm destinada, preferentemente, al uso de los IEM. Esta configuración, en mancuerna con las altísimas capacidades del equipo para la supresión de ruido, lo hacen un sueño para quienes somos usuarios de este tipo de auriculares.



Como suena.


El RME ha estado en mi sistema ya por un buen rato. Se ha convertido en parte esencial del mismo, ya que lo utilizo tanto con auriculares e IEM's como para alimentar mi sistema principal de escucha al hacer Streaming. La cantidad de música que he escuchado a través de el es tan grande que es imposible hacer una reseña señalando todos y cada uno de los temas que he escuchado. Pero haré mi mejor esfuerzo por poder poner en perspectiva las capacidades del DAC.


La cadena de escucha ha sido: Tidal en máxima resolución según cada tema, conectado a través de un USB Final Touch Audio Callisto al RME. La salida ha sido a través de los equipos reseñados en el apartado conclusiones para auriculares e IEM's, para el sistema principal ha ido a través de unos Final Touch Audio Themisto RCA a los McIntosh y a través de las KEF Q350 y las Dali Oberon 3.


Como DAC para Head-fi no tiene comparación con nada de lo que hubiera probado anteriormente. No sólo me refiero al claro y potente sonido que produce, ni a la magnífica compatibilidad con IEM's dado su inexistente nivel de ruido, sino también por el magnífico repertorio de opciones de personalización con que cuenta el equipo.


Desde la capacidad de generar curvas personalizadas de EQ para ajustarse a cada uno de los modelos de auriculares, pasando por la facilidad para el cambio de perfiles y opciones de los menús, así como su atractiva pantalla que en todo momento revela información relevante sobre nuestros parámetros de escucha, es claro por qué el RME ADI DAC es un gran favorito entre los aficionados al interesantísimo mundo del Head-Fi.



Volviendo al sonido, con la variedad de auriculares que fue probado, el RME respondió a una serie de parámetros que podríamos llamar propios del equipo. Primero la potencia. El amplificador incorporado al RME tiene una potencia increíble haciendo innecesario, en el 90% de los casos, la utilización de un amplificador adicional para nuestros auriculares. Esta potencia sin distorsión, fue particularmente bien recibida por auriculares como los Sennheiser HD660S2 que, con 300 Ohms, requieren algo de energía para alcanzar un nivel de escucha que revele todos los detalles de la grabación.


Por otro lado, el ADI DAC reveló, cuando las grabaciones así lo permitían, una capacidad impresionante para representar un rango dinámico amplio, transitando con soltura entre los elementos más recatados de la grabación y las cimas más elevadas de la misma. Aparejado a esto, el efecto de amplitud del escenario e, incluso con algunas grabaciones, de profundidad fue palpable a través de distintos auriculares, desde luego, con algunos mejores resultados que otros. Uno de los favoritos para mostrar esta amplitud ha sido el Austrian Audio The Composer, cuya proyección de escena parecía no tener límites dentro de las grabaciones una vez emparejado al RME.


Datos técnicos.

Siendo tan amplia la información técnica, me remito a copiar los datos publicados por RME con respecto al DAC.


DIGITAL INPUTS

General

  • Lock Range: 28 kHz – 200 kHz

  • Jitter suppression: > 50 dB (2.4 kHz)

  • Jitter when synced to input signal: < 1 ns

  • Accepts Consumer and Professional format

SPDIF coaxial

  • 1 x RCA, according to IEC 60958

  • High-sensitivity input stage (< 0.3 Vpp)

  • AES/EBU compatible (AES3-1992)

SPDIF optical

  • 1 x optical, according to IEC 60958

  • ADAT compatible

ANALOG OUTPUTS

XLR

  • Output level switchable +19 dBu, +13 dBu, +7 dBu, +1 dBu @ 0 dBFS

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ +7/+13/+19 dBu: 120 dB RMS unweighted, 123 dBA

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ +1 dBu: 117 dB RMS unweighted, 120 dBA

  • Frequency response @ 44.1 kHz, -0.1 dB: 0 Hz – 20.2 kHz

  • Frequency response @ 96 kHz, -0.5 dB: 0 Hz – 44.9 kHz

  • Frequency response @ 192 kHz, -1 dB: 0 Hz – 88 kHz

  • Frequency response @ 384 kHz, -1 dB: 0 Hz – 115 kHz

  • Frequency response @ 768 kHz, -3 dB: 0 Hz – 109 kHz

  • THD @ 0 dBFS: < -120 dB, 0.0001 %

  • THD+N @ 0 dBFS: -116 dB, 0.00016 %

  • Channel separation: > 120 dB

  • Output impedance: 200 Ohm

RCA

As output XLR, but:

  • Output: 6.3 mm TS jack, unbalanced

  • Output level 6 dB lower than XLR (-5 dBu to +13 dBu @ 0 dBFS)

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ +13 dBu: 120 dB RMS unweighted, 123 dBA

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ +1/+7 dBu: 116/119 dB RMS unw., 119/122 dBA

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ -5 dBu: 112 dB RMS unweighted, 114 dBA

  • Output impedance: 100 Ohm

Phones

As RCA, but:

  • Output: 6.3 mm TRS jack, unbalanced, stereo

  • Output impedance: 0.1 Ohm

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ +22 dBu: 120 dB RMS unweighted, 123 dBA

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ +7 dBu: 118 dB RMS unweighted, 121 dBA

  • Output level at 0 dBFS, High Power, load 100 Ohm or up: +22 dBu (10 V)

  • Output level at 0 dBFS, Low Power, load 8 Ohm or up: +7 dBu (1.73 V)

  • THD @ +18 dBu, 32 ohm load, 1.2 watts: -120 dB, 0.0001 %

  • THD+N @ + 18 dBu, 32 Ohm Load: -114 dB, 0.0002 %

  • THD @ +14 dBu, 16 Ohm load, 0.94 Watt: -110 dB, 0.0003 %

  • Max power @ 0.001% THD: 1.5 W per channel

IEM

As Phones, but:

  • Output level at 0 dBFS: -3 dBu, 0.55 V

  • Signal-to-noise ratio (SNR) @ -3 dBu: 118 dB RMS unweighted, 121 dBA

  • Max power, 8 Ohm, 0.001% THD: 40 mW per channel

DIGITAL

  • Clocks: Internal, SPDIF In

  • Jitter suppression of external clocks: > 50 dB (2.4 kHz)

  • Effective clock jitter influence on DA conversion: near zero

  • PLL ensures zero dropout, even at more than 100 ns jitter

  • Additional Digital Bitclock PLL for trouble-free varispeed ADAT operation

  • Supported sample rates for external clocks: 28 kHz up to 200 kHz

  • Internally supported sample rates: 44.1 kHz up to 768 kHz

GENERAL

  • Included power supply: external switching PSU, 100 - 240 V AC, 2 A, 24 Watts

  • Standby power consumption: 120 mW (10 mA)

  • Idle power consumption: 7 Watts, Max. power consumption: 18 Watts

  • Idle current at 12 V: 570 mA (6.8 Watts)

  • Dimensions (WxHxD): 215 x 52 x 150 mm (8.5" x 2.05" x 5.9")

  • Weight: 1.0 kg ( 2.2 lbs)

  • Temperature range: +5° up to +50° Celsius (41° F up to 122°F)

  • Relative humidity: < 75%, non condensing


Conclusiones.

Decir que el RME ADI-2 DAC fs es solo un DAC es decir una mentira muy gorda. En realidad, el pequeño equipo incorpora, en esa minúscula dimensión, un excelente DAC, un sorprendente amplificador de auriculares, un súper previo y un extraordinario kit de ajustes de sonido. Es, sin que nos quepa la menor duda, un equipo con mucho potencial. El tiempo que he pasado con el así lo demuestra y es que, si bien durante los últimos meses he tenido la suerte de probar muchos DACs distintos y, aunque no todos se ubican en el mismo rango de coste, variando entre €70 y €6000, he tenido oportunidad de discernir, entre las múltiples opciones, lo que distingue a un buen DAC de uno del montón. En la lista anterior, sin embargo, he de hacer otra distinción y es, predominantemente, la utilización de los DAC con equipos de auriculares o, directamente, con el equipo de alta fidelidad.



En cuanto al RME, principalmente lo utilicé para la escucha de auriculares e IEM's. He probado varios, entre los primeros, he probado los Sennheiser HD660S2, los Austrian Audio The Composer, los Sivga LUAN, los Hifiman Sundara Closed back, los Deva Pro. En IEM's he probado los Simgot EA500ML, los Kiwiears x Crinacle Singolo, los Zero-2, los Kiwi Ears Cadenza, los Sennheiser IE200, los Moondrop Chu II, etcétera.


En TODOS los casos, el ADI DAC se comportó como un verdadero campeón. Incluso los HD660S2, que han solido requerir un poco más de potencia para sonar a la altura de su diseño y calidad fueron tratados con excelente mano por el RME. No sólo la capacidad de resolución del DAC, sino también la amplitud del escenario, la habilidad de manejo del rango dinámico y la transparencia del sonido. El DAC, con el aluvión de funciones y opciones que ofrece se convirtió, automáticamente, en parte esencial de mi equipo. Incluso, probando el amplificador Full Score One de Austrian Audio, opté por colocar el RME como previo.


Utilizándolo, precisamente, como previo, fue también como incorporé el RME a mi equipo de alta fidelidad, donde alimenté al mismo el audio desde Tidal a través del ordenador y USB, para después enviarlo al amplificador vía RCA. Nuevamente las bondades del RME brillaron y el sonido que se percibió a través del equipo fue de lo más agradable.


No cabe duda que, si queremos que nuestra inversión en nuestro equipo de alta fidelidad nos dé el máximo rendimiento, tenemos que mirar a equipos que, como el ADI-2 DAC, nos ofrecen mucho más por nuestro dinero que un simple convertidor DAC. Para usuarios que dependen para su escucha de auriculares (ya sea tradicionales o IEM's), no se me ocurre mejor opción en términos coste/beneficio, atreviéndome a decir que gastaría casi la totalidad de mi presupuesto en hacerme con el RME y unos auriculares de un coste más conservador y buenas prestaciones.


Un elemento importante a considerar. RME, al dedicarse a la fabricación de equipos de audio profesional, ofrece servicio de reparación, garantía y recambios para todos sus equipos. Es posible, por ejemplo, comprar una pantalla de reemplazo para nuestro DAC en caso que se dañara o dejase de funcionar. Esto, desde mi punto de vista, es un plus, ya que garantiza que tendremos el equipo operativo durante mucho tiempo.


Donde comprar.

El RME ADI-2 DAC fs es distribuido en España por Zentral Media. Los puntos de venta están listados en su web. También distribuyen muchas otras excelentes marcas de audio profesional y alta fidelidad que vale la pena conocer.


Galería.



Entradas relacionadas

Ver todo

Comments


bottom of page